Cerrar

22/12/2019

10:56

Política

CASO ABIERTO

El Grupo sobre Desapariciones Forzadas de la ONU recibirá a la familia de 'Naparra'

AGENCIAS | REDACCIÓN

El Grupo de Trabajo ha invitado a los familiares de José Miguel Etxeberria Álvarez, desaparecido en junio de 1980 a su próximo periodo de sesiones en febrero para seguir investigando el caso.

1:46
Jose Miguel Etxeberria 'Naparra' desapareció en 1980.
  • Whatsapp
  • Whatsapp
  • Telegram
  • Enviar

El Grupo de Trabajo sobre Desapariciones Forzadas de la ONU ha comunicado a los familiares de José Miguel Etxeberria Álvarez Naparra, desaparecido desde junio de 1980, que el Gobierno de España, requerida por el Grupo, ha respondido que "no dispone de información adicional sobre el caso". Ante ello, el Grupo de Trabajo ha invitado a la familia a una reunión en Ginebra (Suiza) en el marco del 120º período de sesiones que se desarrollará del 10 al 14 de febrero de 2020, para seguir con la investigación: "Dado que la información proporcionada por el Gobierno de España no fue considerada suficiente para determinar la suerte o el paradero del Sr. Etxeberria Álvarez, su caso seguirá siendo examinado por el Grupo de Trabajo. El Grupo de Trabajo agradecería si usted pudiera comunicar, tan pronto como le sea posible, cualquier observación o comentario, o cualquier pregunta sobre elementos concretos de la respuesta del Gobierno que usted desee formular" explican en una misiva.

La familia de Naparra ha comunicado que ya han indicado al Grupo de Trabajo su intención de acudir en febrero a Ginebra y están a la espera de concretar la fecha de una reunión privada.

A la parca respuesta del Gobierno español hay que añadir que el Gobierno francés tampoco activa la segunda excavación en Las Landas en busca del cuerpo, tras el fracaso del primer intento del 4 de abril de 2017.

En su día, el Gobierno francés archivó la desaparición de Naparra a los dos años de la denuncia. Por su parte, la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional de España archivó la causa en 2004 al no haber podido ser identificados los autores del secuestro y asesinato, que fue reivindicado por el Batallón Vasco Español.

La familia siguió luchando por que el caso de guerra sucia fuera esclarecido, y en octubre del 2016 el juez de la Audiencia Nacional Ismael Moreno reabrió la causa y pidió a Francia buscar el cuerpo de José Miguel Etxeberria cerca de Mont-De-Marsan. La causa fue reabierta gracias a la información obtenida por el periodista Iñaki Errazkin y un informe sobre el paradero del cuerpo que elaboró el forense Paco Etxeberría en base a esa información.

La búsqueda se desarrolló en abril de 2017 pero fue infructuosa. Sin embargo, en mayo de 2018 la Audiencia Nacional admitió volver a abrir diligencias para buscar a Naparra en una zona de Mont-de-Marsan que no se llegó a examinar la primera vez. Se decidió practicar dos nuevas diligencias: una segunda búsqueda del cuerpo y la toma de declaración a un presunto agente del CESID que habría alertado del lugar en el que se encontraría el cuerpo. La familia espera con impaciencia esa segunda búsqueda.

Naparra fue declarado "desaparecido forzoso" por la ONU, por lo que su caso no prescribe.

El caso

José Miguel Etxeberria Álvarez Naparra fue visto por última vez el 11 de junio de 1980, al volante de su vehículo Simca 1100 color marrón metalizado, accediendo a la carretera Baiona-Donibane Lohitzune (San Juan de Luz) sobre las 14:30 horas, y posteriormente, en el bar La Consolation de Donibane Lohitzune discutiendo con una persona.

Sus familiares pusieron una denuncia por desaparición el 18 de junio de 1980.  Al día siguiente, 19 de junio, apareció su coche en las cercanías de Ziburu-Ciboure, al lado de una comisaría.

El 20 de junio, los Comandos Autónomos Anticapitalistas Independientes enviaron un comunicado reconociendo la militancia de Etxeberria y denunciando su desaparición.

El 21 de junio, el Batallón Vasco-Español (BVE) reivindicó el secuesto en una llamada al diario Deia. El 3 de julio, el BVE reconoció en otra llamada haber ejecutado a Naparra el día 30 de Junio de 1980 y haberle enterrado cerca de Biarritz, por la zona de Txantxako. Además, habrían indicado que ocho días antes habría sido enviado a la Subprefectura de Baiona un croquis con el lugar exacto donde estaría enterrado.

El 24 de julio y el 2 de agosto, el Batallón Vasco-Español llamó al diario Egin e indicaron que tres gendarmes habrían desenterrado el cadáver de Etxeberria Álvarez el 12 de julio de 1980 a la noche y lo habrían llevado a desde Txantako a San Vicente de Triossi, cerca de Dax).

  • Lo más visitado

      Cargando lo más visto
      Cargando lo más visto
    ;