Cerrar

Sociedad

DESPRENDIMIENTO DE ZALDIBAR

Finaliza la campaña de vigilancia de calidad del aire en Zaldibar

EITB Media

El Gobierno Vasco finaliza la campaña de vigilancia de calidad del aire en Zaldibar, puesta en marcha tras el derrumbe del vertedero y el incendio posterior, ante los "buenos resultados".

  • Vertedero de Zaldibar.

    Vertedero de Zaldibar. Foto: EFE

Euskaraz irakurri: Airearen kalitatea zaintzeko kanpaina amaitu da Zaldibarren

El Gobierno Vasco ha dado por finalizada la campaña de vigilancia de calidad del aire en Zaldibar, puesta en marcha tras el derrumbe del vertedero, ante los "buenos resultados" que confirman que la calidad del aire es "buena y equiparable a rangos de concentraciones medidos en otras zonas urbanas de la Comunidad Autónoma Vasca".

El pasado 6 de febrero ocurrió el deslizamiento del vertedero de Zaldibar que sepultó a los trabajadores Joaquín Beltrán y Alberto Sololuze. Al día siguiente, se inició un incendio en la parte superior del vertedero, que quedó controlado el día 18 de febrero y se extinguió por completo entre los días 23 y 24.

Ante el posible impacto de emisiones de dicho incendio, se inició una vigilancia de la calidad del aire con un despliegue de recursos "inéditos" en cuanto al tipo de foco emisor, la naturaleza de los contaminantes a vigilar y la urgencia por la exposición y posibles riesgos a la población, según ha destacado el Gobierno Vasco.

Así, en coordinación entre la Red de Control de Calidad del Aire y el Laboratorio de Salud Pública, se destinaron a la vigilancia y seguimiento dos laboratorios móviles, dos captadores de bajo volumen, cuatro captadores de alto volumen, un muestreador manual para compuestos orgánicos volátiles y cuatro muestreadores manuales para fibras.

El laboratorio móvil ubicado en Ermua se mantuvo hasta el 26 de mayo y las vigilancia de los efectos de calidad del aire producidos por el incendio, retirada de residuos y estabilización del terreno se ha mantenido con un captador de partículas PM10 en la misma localización. Los datos hasta el 26 de octubre muestran valores de PM10 y de metales dentro de los rangos de otras localizaciones de la CAV.

Por ello, y en coordinación entre la Dirección de Administración Ambiental y la Dirección Ambiental y de Salud Pública se ha procedido a publicar el informe del Laboratorio de Salud Pública que incorpora estos datos y se ha dado por finalizada la campaña de vigilancia de calidad del aire.

Resultados del informe

El informe publicado por La Dirección de Salud Pública y Adicciones describe el análisis de los datos y la evaluación de los posibles riesgos para la salud de la población derivados de la exposición por vía inhalatoria a las emisiones del incendio. Hace referencia a la vigilancia realizada desde que el incendio estaba activo (8-18 de febrero) hasta las semanas previas al confinamiento (14 de marzo), lo que permite tener, según el Gobierno Vasco, un perfil de estos contaminantes en el entorno "en una situación no extraordinaria y sin el impacto de las emisiones del incendio".

El informe muestra que los niveles medios de hidrocarburos aromáticos policíclicos y metales asociados a las PM10 registrados durante el incendio son inferiores a las concentraciones de referencia seleccionada para exposiciones crónicas, por lo que se considera "poco probable" que se produzcan efectos adversos agudos o crónicos derivados a la exposición de estos. 

En cuanto a dioxinas, señala que la exposición estimada por vía respiratoria "dista mucho de las referencias toxicológicas para exposiciones orales cortas e intermedias, por lo que los efectos agudos o a corto plazo asociados son descartables".

  • Lo más visitado

      Cargando lo más visto
      Cargando lo más visto