Publicidad
Cerrar

01/05/2021

13:54

Asuntos de antaño y hogaño

SUFRIR PARA PRESUMIR

Antes muertos (o lesionados) que sencillos

EB

Edurne Baz repasa las tendencias más peligrosas de la historia de la moda, como el corsé, los cuellos rígidos, las crinolinas o la cosmética venenosa.

  • RADIO VITORIA. DEJATE LLEVAR. ASUNTOS ANTAÑO HOGAÑO.ANTES MUERTA Y LESIONADA.SUFRIR PARA PRESUMIR

    Edurne Baz

    27:37 min
  • Whatsapp
  • Whatsapp
  • Telegram
  • Enviar

Sostiene el psicoanalista John Carl Flügel, autor del ensayo ‘Psicología del vestido’, que los seres humanos nos hemos vestido con tres propósitos: la decoración, el pudor y la protección. De esos tres propósitos, el principal parece haber sido el de la decoración. De hecho, argumenta Flügel, existen pueblos que no se visten, pero no existen pueblos que no se decoren.

Las razones para ese proceso decorativo son múltiples: despertar el interés ajeno, mostrar evidentes signos de rango, dar pistas sobre la propia ocupación, manifestar pertenencia a un grupo o hacer ostentación de la riqueza, entre otros muchos.

El interés por la decoración de nuestros cuerpos es (y ha sido) de tal magnitud, que, en no pocas ocasiones, estamos (y hemos estado) dispuestos a sufrir para presumir.

Repasamos algunos de los momentos en los que seguir la moda resultó doloroso… o directamente letal.

  • Lo más visitado

      Cargando lo más visto
      Cargando lo más visto