Publicidad

Entrevista a Gorka Urbizu: "Infrasoinuak" y la cita de Berri Txarrak en el BEC

Música

Entrevista

Gorka Urbizu: 'Confiamos mucho en nuestras canciones'

Natxo Velez | eitb.eus

12/03/2018

Tras comenzar a expandir sus infrasonidos en nuestras antípodas, Berri Txarrak presentará su nuevo disco en Euskal Herria el sábado, 17 de marzo. Será en el BEC, en un concierto único y multitudinario

  • Whatsapp
  • Enviar

Berri Txarrak se alimenta de retos. En sus 24 años de carrera, el trío ha demostrado por activa y por pasiva que huye con entusiasmo del acomodamiento, la desidia y la autocomplacencia. Lejos de aposentarse en el plácido y domesticado jardín que podría haberles reportado su trabajo, su coherencia y el favor del público, Berri Txarrak se adentra una y otra vez en bosques inexplorados e indómitos, conducido por el riesgo, ese incentivo imprescindible para el rock.

Por eso se han lanzado ya desde hace un tiempo a la escena internacional en lugar de pasearse placenteramente por la escena vasca, reinando en nuestra parcela.

Por eso grabaron su álbum más áspero y punk tras haber dado un salto descomunal con su imprescindible disco negro, ?Jaio.Musika.Hil?.

Por eso crearon veinte nuevos temas sobre tres ejes estilísticos diferentes para celebrar su veinte aniversario con "Denbora da poligrafo bakarra" en lugar de mirar atrás y haber publicado, por ejemplo, un disco o un recopilatorio.

Por todo eso es Berri Txarrak un grupo especial, porque vive en una constante búsqueda hacia delante.

En ese camino, ahora se enfrentan a su enésimo reto: el grupo presenta este sábado, 17 de marzo, ?Infrasoinuak?, su noveno disco, en el pabellón Bizkaia Arena del Bilbao Exhibition Centre de Barakaldo, tras llenar casi rutinariamente las salas en su anterior gira.

En vísperas de esa noche tan especial, hemos hablado con Gorka Urbizu, guitarrista, cantante y principal compositor del grupo, quien nos ha abierto las puertas de su local en Lekunberri.

Gorka Urbizu Berri Txarrak

Habéis arrancado la gira para presentar vuestro nuevo disco en Asia y Oceanía. ¿Cómo ha ido?

La verdad es que hemos vuelto muy contentos. Uno de los principales problemas a los que nos enfrentamos cuando salimos es encontrar una escena apropiada para nuestra música, y otras veces nos ha tocado dar algunos conciertos bizarros en ese sentido.

Sin embargo, diría que esta vez hemos acertado de pleno, y China ha sido, seguramente, la mayor sorpresa de la gira: las salas eran las más apropiadas, hemos conocido la escena punk rock local, ha venido gente a los conciertos?

En general ha sido una gira potente: diecisiete conciertos en varios países. Hemos estado en Nueva Zelanda, y hemos podido tocar en Australia ante más de 2000 personas junto a nuestros amigos de Rise Against.

¿Cómo se calcula dónde dar el golpe cuando sales a tocar fuera?

La realidad es que no tenemos unos tentáculos demasiado poderosos fuera de aquí. Carecemos de infraestructuras, lo hacemos todo nosotros mismos y eso no es fácil.

A veces, necesitas una chispa para ponerte en marcha, y esta vez fue la invitación de Rise Against para acompañarles allí. Además, siempre habíamos tenido en mente tocar en Australia.

Hemos vuelto con la sensación de que hemos tocado las teclas adecuadas. En Corea del Sur, por ejemplo, hemos trabajado con el mismo promotor que nos llevó hace ocho años, y hemos notado que hemos subido un nivel tanto en el eco que hemos obtenido como en las condiciones en las que hemos tocado.

Berri Txarrak, en Seul

¿Habéis tenido alguna experiencia desagradable, por ejemplo, con el material?

No, hemos tocado en salas muy profesionales, con un material de primera. Por ese lado, nos ha ido muy bien. En un concierto en una sala pequeña de Tailandia anduvimos más justos, pero el otro concierto allí fue en un festival grande y fue todo muy bien. Se agradece mucho.

Una vez estrenadas en directo las canciones de ?Infrasoinuak?, ¿cómo dirías que se combinan con los anteriores temas?

Precisamente, ese era uno de los objetivos de esta gira, tocar las canciones nuevas en directo, y la verdad es que empastan de una manera muy natural con el repertorio anterior. En la mayoría de conciertos hemos tocado el nuevo disco entero, y sabíamos que era un trabajo muy directo, pero hemos comprobado que las canciones se acoplan muy bien con las anteriores.

?Canciones con otro aire?

Dices que habéis tocado el disco entero en la gira, pero ¿todas las canciones que compones están destinadas a ser tocadas en directo?

A veces, eso te lo marca la propia canción. En teoría, haces todo para poder ser tocado en directo, pero muchas veces ya vas percibiendo que algunas canciones exigen otra atención que en los directos es muy difícil de conseguir.

En ese sentido, diría que Berri Txarrak tiene una buena colección de caras B en lo que a los directos se refiere. No digo que sean canciones menores, sino que tiene otro aire más pausado y quizás se pierdan un poco en los conciertos. Además, cuando tocamos esas canciones por sorpresa en directo, el público lo agradece un montón.

Tenemos bastantes canciones de ese corte, incluso en este disco. Diría que ?Zorionaren lobbya?, por ejemplo, no es la canción más adecuada si vas a ver un concierto de punk rock, pero es de mis preferidas del disco.

Además, vuestra personalidad poliédrica os posibilita dar salida a esas canciones en directo, ¿no es así? No es lo mismo tocar en festivales de corte pop y en festivales metaleros como el Resurrection Fest, y vosotros tenéis cabida en los dos.

Eso es, tenemos esa ventaja, y creo que en nuestros conciertos se unen en cierta manera esos dos mundos: por un lado, están las canciones más directas y conocidas, los clásicos por decirlo de alguna manera, y por otro esas canciones diferentes.

Muchas veces comentamos entre nosotros que algún día deberíamos hacer un concierto especial con esas canciones.

Berri Txarrak: "Spoiler" (acústico)

En los conciertos, ¿sois absolutamente fieles a las versiones grabadas de vuestras canciones?

No, sí que cambian, la canción no termina cuando se graba. Ese clic de la foto queda en el disco para siempre, y en cierta medida tienes que guardarle fidelidad, pero nosotros cambiamos los temas a menudo en directo: doblamos estrofas?

Pero bueno, cada vez que hemos grabado todos los productores nos han dicho que llevamos todo demasiado atado. Fuera, muchos grupos utilizan los primeros diez días de la grabación para afianzar ideas y demás en el propio estudio, pero nosotros solemos llevar ese trabajo hecho desde aquí, con premaquetas ya hechas.

En este disco, en lo que se refiere a estructuras y demás, con Bill Stevenson solo hemos cambiado un par de finales. En el estudio trabajamos los arreglos, dimos un poco de cuerpo a los temas y los coros. Los coros están muy currados en este disco.

Con Ross -Ross Robinson produjo ?Haria? y la primera parte de la trilogía ?Denbora da poligrafo bakarra?- fue diferente. Él tiene otra pedrada, y tiende más a alargar las canciones, a presionar al músico? De todas maneras, creo que el punto de Bill era más apropiado para ?Infrasoinuak?. Nos ha quedado un disco muy compacto.

?El mayor concierto que hayamos hecho nunca?

En puertas de la cita del BEC, ¿cómo habéis vivido la gestación del proyecto desde el momento en que lo planteasteis?

Bueno, va a ser el mayor concierto que hayamos hecho nunca. Estamos contentos con el cambio de planteamiento, ya que, de lo contrario, estaríamos repitiendo lo que hicimos con el anterior disco, y también te da un cierto punto de ilusión ver que eres capaz de llenar el BEC con un noveno disco.

Por otro lado, el hecho de hacer todo por nosotros mismos nos obliga a hacernos cargo de algunas cosas que preferiríamos olvidar y a prestar mucha atención a aspectos extramusicales. Hay mucho trabajo detrás, y todo está siendo un poco estresante porque se nos ha juntado con la promoción del disco y la gira en el extranjero.

Tenemos ganas de tocar, porque desde que publicamos el disco para la Feria de Durango ya han pasado cuatro meses entre promoción, entrevistas, acústicos y demás, y estábamos deseando tocar los temas. Por eso nos ha venido muy bien la gira por Asia y Oceanía.

Estas semanas se nos están haciendo un tanto cuesta arriba, y tenemos ganas de que llegue ya la cita del BEC. Creo que va a ser una noche muy especial, y queremos vivirla ya.

Berri Txarrak

Ante la dimensión que toman conciertos como el del BEC, ¿de qué manera vivís desde vuestra personalidad underground y eminentemente artesana que los ?infrasonidos? tomen tanta dimensión y os lleven a ocupar una determinada centralidad en este pequeño universo nuestro?

Bueno, es algo que no está en nuestras manos. No podemos controlar qué respuesta tendrán nuestros discos, porque es imposible, y no hay que obsesionarse con ello.

Suelo decir que las mejores películas están en las salas pequeñas, pero a veces en la escena vasca nos obsesionamos pensando que el hecho de ser pequeño tiene de por sí algún encanto, y eso no es así.

Sí, la pregunta iba más dirigida a cuestionar si todo esto no indica una atrofia de nuestra escena, ya que no existe, por ejemplo, el mainstream vasco, y no sé si estáis cómodos en el papel que os toca representar.

No sé, tampoco queda otra. Nosotros tenemos la posibilidad de hacer conciertos de guerrilla como los de esta última gira, y es algo que nos encanta. Lo demás no lo podemos controlar, y, además, de por sí es satisfactorio poder meter tanto público en un concierto y que tu disco llegue a tanta gente.

Aparte de eso, es cierto que, cuando me piden un diagnóstico de la escena, me parece que siempre hablamos desde la excepcionalidad. Esta es nuestra realidad, y es una realidad de la música vasca, pero somos conscientes de que no es la más habitual.

Ya sé que el debate en la música vasca no es cuánta gente metes en el BEC o si tu concierto número mil va a ser en Nueva Zelanda. Todo eso es excepcional, y el debate de la gente es si vas a tocar en la sala de arriba o de abajo del Kafe Antzokia.

Somos conscientes de ello, pero nosotros hemos trabajado mucho, y, tras un montón de años, hemos llegado a una posición en la que tenemos suficiente fuerza para presentar nuestro noveno disco en el BEC. Además, creo que todas las salas pequeñas que nombramos en ?Beude? estarán representadas ese día en el BEC, porque nosotros hemos vivido ese proceso durante nuestros 1000 conciertos.

La reflexión sería totalmente diferente si nos encontráramos en esa posición gracias a no sé qué programa, en un momento concreto de efervescencia. Pero es algo que nos ha llegado después de muchos años y de una manera natural.

Para hacernos una idea de la dimensión del reto, ¿qué equipo de trabajo moveréis en el BEC?

A los conciertos normales de la anterior gira íbamos ocho o nueve personas, y el núcleo principal seguirá siendo ese, pero habrá refuerzos, porque hay mucho trabajo de producción por hacer. La gente de Panda (Panda Artist Management es la empresa que trabaja con Berri Txarrak) está en ello, y ese día puede haber unas diez personas más.

Gorka Urbizu toca 'Katedral bat' en un BEC vacío

Por hacer una comparación, ¿cuánta gente fuisteis a Asia y Oceanía?

A las giras en el extranjero solemos ir cuatro o cinco; si es posible y hay aviones de por medio, es mejor ir cinco, ya que se agradecen manos a la hora de mover el material. Creo que en esta gira hemos cogido 21 aviones.

En ese tipo de giras fuera, ¿qué material soléis llevar desde aquí y qué alquiláis allí?

Llevamos los pedales, la caja y los platos para la batería, aunque estos no le suelen durar toda la gira a Galder, y solemos tener que buscar soluciones allí, buscando más platos y demás.

Las guitarras y los bajos sí que los llevamos, claro, y también las pedaleras. Los pedales son muy importantes para nosotros cuando tocamos fuera, ya que te permiten acercarte mucho a tu sonido sin que importe tanto el amplificador que te pongan en cada sala.

¿Cuántos bajos y guitarras llevaréis al BEC?

Pues unos cuantos: unos cinco cada uno, más que nada por una cuestión de afinación. En el anterior disco utilizamos tres o cuatro afinaciones diferentes, y en ?Infrasoinuak?, aunque sea un disco corto, hay dos o tres.

En directo somos de la escuela ramoniana, nos gusta encadenar las canciones, y para eso no puedes andar afinándote.

Así que tenéis todo a punto?

Sí, antes del concierto haremos algunas pruebas, una especie de ensayo general con todo el equipo para ajustar todo. Y es que en el BEC se juntan muchas cosas: es el principio de una gira con todo lo que eso conlleva y, además, es en el BEC ante muchísima gente.

Siendo como es una cita especial, ¿ya tenéis preparado el repertorio para esa noche o no os gusta llevar todo tan atado?

Estamos dándole vueltas a eso. Normalmente, no lo hacemos así, no somos un grupo demasiado disciplinado en ese sentido, pero en los conciertos grandes conviene tener al menos un esqueleto, sobre todo para facilitar el trabajo a los técnicos de luces. Luego puede pasar, y seguramente pase, que lo cambie cinco minutos antes de empezar porque el momento te pide otra cosa.

¿Tenéis siempre listo para tocar todo el repertorio de Berri Txarrak?

Más o menos. Por ejemplo, El Drogas me decía que ellos siempre tienen preparadas sus 80 canciones, listas para tocar, y nosotros no. Nosotros tenemos preparado como base un repertorio más corto, y luego durante la semana podemos decir ?¿por qué no recuperamos esta canción??. Entonces, la ensayamos.

Pero de cara al BEC sí que estamos definiendo un esqueleto para que el equipo sepa qué es lo que vamos a tocar, ya que eso facilita, por ejemplo, el tema de las guitarras: qué vas a tocar con cada una? Para mí es un poco putada, porque se me hace muy  difícil hacer un repertorio con dos semanas de antelación, pero a veces es lo que toca.

Berri Txarrak

¿Y en qué te basas para colocar una canción en una u otra posición?

Pues, mira: el otro día, haciendo un repaso por los 1000 conciertos, pensaba en que hay aspectos en los que no he aprendido demasiado. No tengo una teoría para explicar cómo debe ser un repertorio.

En los conciertos largos, intentamos que el inicio sea potente, y luego puedes ir buscando otras emociones, aunque bajes un poco el ritmo; puedes tocar esas canciones más especiales de las que hablábamos antes. Sabemos que esas canciones no van a enloquecer al público, pero seguro que enloquecen a algunas personas del público.

Finalmente, conviene volver a remontar la ola para terminar arriba.

También es importante dejar a la gente con ganas para la próxima, ¿no es así?

Sí, normalmente, no hacemos conciertos de dos horas, pero creo que en el BEC será largo. Es fácil decir que te gustan los conciertos cortos en salas pequeñas, también son mis preferidos, pero en el BEC no puedes tocar una hora e irte.

La misma actitud en todos los conciertos

Claro, porque siempre se dice que es igual tocar para diez personas que para diez mil, pero no sé yo si me lo creo?

Lo que tiene que ser igual tiene que ser la actitud. No tienes que tocar sin ganas porque hayan ido diez personas a verte. Pero el planteamiento es diferente.

?Una noche especial?

Además, quien más quien menos ha visto a Berri Txarrak en una sala, con la energía desbordada y el sudor en el ambiente.

Claro, por eso tienes que andar siempre dando volteretas. De todas formas, si después de tantos conciertos la gente va al BEC, es por algo, porque espera algo, y ante eso no te puedes relajar.

Yo no me considero un showman. Veo a Dave Grohl, y no soy así, pero tenemos una gran confianza en nuestras canciones. Va a ser una noche especial, no todos los días se presenta un disco en un espacio así, y mucho menos en la escena vasca, pero la gente se emocionará con las canciones. Nuestra actitud es esa, y no va a cambiar, no vamos a sacar ningún Eddie.

Además, otro aspecto de nuestra singularidad, otro rasgo de eso que tú has denominado atrofia, es que este concierto va a ser una excepción. Hay grupos que igual dan 60 conciertos en un año, pero igual todos son para 10 000 personas. Por el contrario, nosotros solo vamos a dar un concierto como el del BEC, y no es fácil en lo que se refiere a los recursos.

Y tú como espectador, ¿cómo ves los conciertos? ¿Te es posible desconectar y gozar sin pensar en cómo han hecho tal cosa o cómo ha tocado ese acorde?

Es muy difícil, y siempre estás pendiente queriendo descubrir ese alambique de detrás. Miras y por deformación profesional piensas ?ahora el pipa va a ir donde el guitarrista? o cualquier otra cosa.

Es complicado recuperar ese toque naif del principio, casi imposible, y hay que vivir con ello. Me cuesta volver al Gorka Urbizu de 20 años y flipar por el solo hecho de flipar, sin preguntarme cómo ha conseguido ese sonido o por dónde ha entrado ese guitarrista al escenario.

En vuestros conciertos, acostumbráis a elegir con mimo los artistas invitados. Esta vez, en el BEC, serán los suecos The Baboon Show. ¿Qué podemos esperar de ellos?

Nos comimos la cabeza para decidir qué tipo de grupo debíamos invitar, ya que procuramos invitar a grupos interesantes y dar visibilidad a quienes no la tienen.

The Baboon Show es un grupo que nos gusta mucho y con un directo muy eléctrico. Soy muy seguidor de los grupos suecos en general, y la etiqueta de "rock and roll sueco" es casi siempre una garantía. Creo que es un pequeño lujo tener a The Baboon Show.

¿Cómo explicarías a alguien que no conozca el día a día de Berri Txarrak o al enésimo periodista que os llamó por la historia de Nantes que merece la pena pasar horas metido en una furgoneta para tocar en el otro lado del mundo ante un puñado de personas que no conocen tus canciones?

No le damos demasiadas vueltas, pero soy consciente de que somos un grupo bastante sui generis en ese aspecto. Los compañeros de Rise Against, por ejemplo, alucinaban cuando les contábamos que teníamos ahí el concierto del BEC y luego veían que al día siguiente tocábamos en un bar de Nueva Zelanda. ¡Y tan a gusto!

Ese equilibrio me llena mucho. Quizás preferiría no meter a tanta gente en Euskal Herria y tener 500 personas por noche en cualquier lugar del mundo, pero nuestra realidad es diferente. Fuera tenemos que luchar como cualquier otro grupo, pero en Euskal Herria somos un grupo bastante grande, y tenemos posibilidades como esta, en la que vemos que el disco le ha gustado a muchísima gente.

Además, conseguís una conexión especial en los conciertos de Euskal Herria

Sí, se da una conexión musical y también con las letras de las canciones. Eso es muy grande. En los conciertos de aquí se crea una bola de energía gigante, porque el público entiende las letras y se genera una comunión que no se da en ningún otro lugar.

Siempre miráis adelante. ¿Qué planes tenéis para cuando pase el concierto del BEC?

En abril tocaremos en Madrid, y en verano haremos algunos festivales. Ahora estamos perfilando la agenda.

En mayo, iremos a Irlanda e Inglaterra. Londres y Dublín están cerrados, y las entradas se están vendiendo muy bien. La intención es hacer al menos una semana por allí, llegando a otras ciudades: Liverpool, Bristol, supongo que también haremos Belfast?

*Berri Txarrak presentará su noveno disco de estudio, ?Infrasoinuak? este sábado, 17 de marzo, en el BEC de Barakaldo. Las puertas se abrirán a las 20:00 horas, media hora antes de que The Baboon Show empiece su actuación. Berri Txarrak saldrá al escenario a las 21:45.

Comentarios

Publicidad
Publicidad

Lo más visitado

    Cargando lo más visto
        Cargando lo más visto