Cerrar

Sociedad

Athletic-Olympique

Ultras franceses hieren a dos guardias en San Mamés; uno, con un corte en el cuello

eitb.eus

La Ertzaintza ha detenido a tres hinchas del Olympique de Marsella por protagonizar los incidentes en San Mamés. Un aficionado del Athletic también ha sido detenido por alteración de San Mamés.

3:44

Euskaraz irakurri: Olympiqueko jarraitzaileek bi segurtasun zaindari zauritu dituzte San Mamesen

Dos vigilantes de seguridad de San Mamés fueron heridos ayer, jueves, por la tarde en los incidentes producidos en el interior del estadio durante el partido entre el Athletic y el Olympique de Marsella.

El primero de ellos, de 57 años y natural de Burgos, resultó herido en el cuello al ser atacado con un objeto punzante junto a la entrada a San Mamés, según informado el Departamento de Seguridad del Gobierno Vasco.

La Ertzaintza detuvo en total a tres hinchas del Olympique de Marsella por protagonizar los incidentes en el interior del campo de fútbol de San Mamés. Además, también detuvieron a un aficionado del Athletic, por alteración del orden público al cruzar varios contenedores en la calle Licenciado Poza.

Según informaron fuentes de la Ertzaintza, los tres detenidos están relacionados con esas agresiones, aunque por el momento se desconoce su grado de participación en las mismas.

El primero de los heridos fue atendido por sanitarios de una ambulancia en el exterior del campo y fue trasladado al hospital de Basurto.

Según el parte médico, ingresó con una "herida de arma blanca en lado izquierdo de cuello" y que "no penetra el plano muscular. Se le ha suturado la herida y está estable y pendiente de realizar otras pruebas", aunque su estado no reviste gravedad.

La agresión tuvo lugar a las 19:15 horas, una vez iniciado el partido de la Europa League entre el Athletic Club y el Olympique de Marsella, en la zona del ambigú del campo del Athletic.

Según las primeras informaciones de la Ertzaintza, aún sin corroborar, el vigilante habría llamado la atención a unos aficionados del Marsella y entonces fue agredido.

Un segundo vigilante, natural de Barakaldo, también fue herido tras ser agredido en el campo de San Mamés, aunque con lesiones de menor entidad que las de su compañero, según informaron desde el Departamento de Seguridad del Gobierno Vasco.

Según el parte médico, sufrió una herida inciso contusa en una mano, y ya ha sido dado de alta.

El Jefe de División de Protección Ciudadana de la Ertzaintza, Josu Bujanda, explicó entrevistado en Radio Euskadi que el corte en el cuello pudo producirse por una hebilla de cinturón. Asimismo, el otro vigilante resultó herido al recibir un fuerte golpe en la mano con esa hebilla, según las primeras hipótesis.

Por otro lado, tras finalizar el partido se produjo ?un pequeño cruce de contenedores? en Licenciado Poza y un seguidor del Athletic fue detenido por desórdenes públicos, confirmó Bujanda.

 

CCOO: "Se ha producido una verdadera batalla campal"

CC.OO., sindicato al que está afiliado uno de los dos vigilantes de seguridad que fueron heridos, afirmó que se produjo una "verdadera batalla campal" entre los guardas jurados y ultras franceses en los pasillos del estadio, según fuentes del sindicato.

La central sindical condenó la agresión por parte de hinchas ultras del Olympique de Marsella a dos vigilantes de seguridad privada en el campo de fútbol.

El sindicato se puesp en comunicación con ellos para interesarse por su estado y ambos le transmitieron que se encuentran "bien".

CCOO de Construcción y Servicios de Euskadi manifestó su "máxima repulsa por estos lamentables hechos" y transmitirá al comité de empresa su disposición para cualquier medida que crean oportuna tomar y protestar por estas agresiones. La central pedirá la convocatoria de una concentración de condena de las agresiones.

Custodiados hasta San Mamés

Antes, cientos de hinchas del Olympique de Marsella marcharon por la tarde por Gran Vía de Bilbao hasta el estadio San Mamés, fuertemente custodiados por la Ertzaintza.

Durante el trayecto, los aficionados del equipo francés lanzaron algunos petardos y alguna bengala, y los ertzainas se incautaron de navajas, porras extensibles y pelotas de golf.

Los ultras del Olympique iban detrás de una pancarta de grandes dimensiones en la que se podía leer 'Marsella' y fueron conducidos por los ertzainas hasta San Mamés.

Horas antes, la Ertzaintza agrupó a los seguidores más peligrosos del Olympique de Marsella en la zona de Zorrozaurre, próxima al campo de fútbol de San Mamés.

Además, la Ertzaintza había vallado la explanada aledaña al campo de San Mamés y había realizado controles en las carreteras vascas a los aficionados del Olympique para extremar la seguridad de cara a un encuentro que ha sido calificado de "alto riesgo".

VÍDEO: Tensión a la llegada de los seguidores del Olympique a San Mamés

 

 


 

  • Lo más visitado

      Cargando lo más visto
      Cargando lo más visto