Publicidad
Cerrar

19/02/2019

16:35

Fútbol

Cambio de formato

La Supercopa de España se convertirá, desde el próximo verano, en una Final Four

Agencias | Redacción

Los dos primeros clasificados de Liga y los finalistas de la Copa del Rey se enfrentarán en una Supercopa que se celebrará fuera del territorio español.

  • El Athletic Club ganó la Supercopa de 2015.

    El Athletic Club ganó la Supercopa de 2015 / Foto: EFE.

  • Whatsapp
  • Whatsapp
  • Telegram
  • Enviar

Luis Rubiales, presidente de la Real Federación Española de Fútbol (RFEF), ha anunciado que la Supercopa de España cambiará de formato el próximo verano, para convertirse en una Final Four entre los dos primeros clasificados de Liga y los finalistas de la Copa del Rey, que se disputará fuera del territorio español, propuesta que espera aprobar en abril en la asamblea general de la RFEF.

"La Supercopa de España se jugará fuera de España. Elevaré a la próxima Asamblea un nuevo cambio de modelo para que haya una Final Four en la que participarán los finalistas de Copa y el primero y segundo de LaLiga. Si hay coincidencia tiraremos de la clasificación histórica de la Copa del Rey. Con este nuevo modelo conseguimos hacer participar a otros clubes profesionales de una manera importante. Se jugará en un periodo de cuatro o cinco días y esperamos aprobarlo en abril. Abre el abanico a que haya dos o tres clubes más que puedan entrar en una generación de ingresos", ha anunciado Rubiales.

El pasado verano, la Supercopa se disputó por primera vez fuera del territorio español, en Tánger (Marruecos), a partido único. Rubiales espera que en la próxima edición se enfrenten en semifinales el campeón de Copa contra el segundo de LaLiga y el subcampeón de Copa contra el campeón de LaLiga.

A las preguntas de los periodistas sobre su opinión contraria a la intención de la Liga de disputar partidos fuera de España, Rubiales ha recordado que en la Supercopa "no se corrompe el principio básico de la competición de que un local juegue en casa". "Los torneos neutrales y en verano no producen un desmesurado interés en la masa social de los clubes. Vemos una oportunidad para la Marca España sin que se atente contra los principios deportivos", ha dicho.

En este sentido, el presidente de la RFEF ha recordado que la "FIFA fue muy clara" en su negativa a disputar el Girona-Barcelona en Miami, una propuesta que finalmente no llegó a buen puerto. "Si algún día cambia su criterio siendo nosotros una pieza del puzle, tendremos que hacer caso de lo que nos digan. Pero, desde luego, nosotros vemos que se rompe la esencia del deporte si impides a alguien jugar en casa solo por cuestiones económicas", ha reiterado.

  • Lo más visitado

      Cargando lo más visto
      Cargando lo más visto