Cerrar

Internacional

Guerra en Ucrania

Tras 90 días de guerra, nadie parece barajar la opción de la paz

O. P. | EITB Media

Hoy se cumplen tres meses desde que comenzara la invasión rusa a Ucrania, que deja miles de civiles y soldados muertos y millones de desplazados. La seguridad y la vida de medio mundo puede verse comprometida, sin embargo, ninguna potencia parece interesarse por que el conflicto termine.

  • Una mujer llora ante su casa destruida en Kiev. Foto de archivo de EFE.

    Una mujer llora ante su casa destruida en Kiev. Foto de archivo de EFE.

Euskaraz irakurri: 90 egun gerran, baina inork ez dauka bakea aukeren artean

Hoy 24 de mayo, se cumplen tres meses desde que comenzara la "operación militar especial" de Rusia sobre Ucrania. 90 días de invasión y guerra que han acabado con la vida de miles de civiles, han dejado decenas de miles de muertos en las filas de ambos bandos, ciudades y localidades arrasadas, infraestructuras destrozadas y 14 millones de personas que se han visto forzadas a abandonar sus hogares, de las cuales 8 millones han abandonado el país.

Sin embargo, tras tres meses de combates, ataques y contraataques, a pesar del riesgo energético al que se enfrenta Europa, a la hambruna que acecha a medio mundo y de estar a las puertas de una guerra global, nadie parece apostar por la paz.  

Mientras las grandes potencias calculan hasta dónde pueden estirar la cuerda, sancionar, bloquear y apretar las tuercas, sobre el terreno, la barbarie continúa. No se vislumbra aún al ganador de la partida, pero en esta guerra, como en todas las guerras, los que pierden son siempre los mismos, los civiles.

En las últimas jornadas, los ataques se concentran en el Donbás. De hecho, la ONU ha alertado de "feroces" combates en el este de Ucrania, en Lugansk, Donetsk y Járkov, en el que, atrapados en el fuego cruzado, están muriendo civiles y resultando heridos, y se están dañando o destruyendo hogares, edificios residenciales e infraestructura civil.

El presidente de Ucrania, Volodimir Zelenski, ha asegurado este lunes que las tropas rusas han realizado "una masacre" en el este del país, en la región del Donbás, y ha advertido de que las próximas semanas "serán difíciles" en el marco de la invasión rusa al país.

"La situación de lucha más difícil hoy en día es en el Donbás. Bajmut, Popasna, Severodonetsk. En esta dirección los ocupantes han concentrado su mayor actividad hasta ahora. Están tratando de destruir todo lo que vive allí. Literalmente. Nadie destruyó el Donbás tanto como lo hace ahora el Ejército ruso", ha denunciado.

También las autoridades locales del Donbás denuncian que siguen los ataques por parte de las fuerzas ucranianas. 

A la falta de alimentos y problemas en el suministro eléctrico, se le suma ahora el corte en el gas en dichas regiones. Ya que la empresa energética ucraniana GTS suspendió el suministro de gas a las regiones de Donetsk y Lugansk, debido a los daños que ha sufrido por los bombardeos el principal gasoducto que abastece la zona. 

El operador ha explicado que tiene localizada la sección dañada, si bien ha lamentado que la restauración de la misma es "imposible debido a las hostilidades activas". Además, ha destacado de que, por el momento, la zona no cuenta con "alternativas en el transporte de gas".

Cadena perpetua al primer soldado ruso juzgado

Por otro lado, este lunes un tribunal ucraniano ha condenado a cadena perpetua a un soldado ruso acusado de crímenes de guerra por el asesinato de un civil en el primer juicio en el país por estos cargos desde el inicio de la guerra.

Las autoridades ucranianas han abierto más de 9 000 procesos por crímenes de guerra desde el inicio de la invasión rusa.

Rusia, al igual que hiciera Ucrania con sus propios soldados, ha pedido al CICR (Comité Internacional de la Cruz Roja) tener acceso a sus prisioneros.

Mientras tanto, todos los prisioneros ucranianos que depusieron las armas en Azovstal permanecen bajo custodia en la autoproclamada república de Donetsk, en donde está previsto que sean juzgados bajo un "tribunal internacional".

Así lo ha hecho saber Denis Pushilin, el líder de esta autoproclamada república prorrusa, quien ha asegurado que "actualmente se está elaborando el estatuto del tribunal", según ha contado a la agencia de noticias Interfax.

  • Lo más visitado

      Cargando lo más visto
      Cargando lo más visto