Cerrar

13/11/2021

18:57

Sociedad

CRIMEN DE OTXARKOAGA

Uno de los menores condenados por el crimen de Otxarkoaga, en paradero desconocido

E.J.O. | EITB MEDIA

El joven había cumplido "más de la mitad" de la medida impuesta, por lo que el juez había permitido varias salidas desde hace varios meses, que se han desarrollado "sin ningún problema", pero en la última "no ha regresado".

  • Momento en el que sacan uno de los cuerpos del lugar del crimen de Otxarkoaga en 2018. Foto: EFE

    Momento en el que sacan uno de los cuerpos del lugar del crimen de Otxarkoaga en 2018. Foto: EFE

  • Whatsapp
  • Whatsapp
  • Telegram
  • Enviar

Uno de los dos menores que fueron condenados a 6 años de internamiento por su implicación en el asesinato de Rafael y Lucía, una pareja de octogenarios en el barrio bilbaíno de Otxarkaga en enero de 2018, no ha regresado al centro Ibaiondo de Zumarraga (Gipuzkoa) donde cumplía el internamiento, tras su último permiso, según han informado fuentes del Departamento de Justicia a EITB Media.

Tras el "no retorno" -no se tipifica como "fuga"-, el centro informó tanto a la Fiscalía de menores como a la Ertzaintza, que trata de localizarlo.  Si el joven regresa de motu propio o es localizado y devuelto por la Policía autonómica, las consecuencias no serían tan graves. Sin embargo, si el joven, que ya ha cumplido 18 años, cometiese algún tipo de delito, tendría que rendir cuentas ya con la justicia ordinaria.

El joven cumpliría cuatro años de internamiento en enero y disfrutaba de permisos desde hace algunos meses. Dichas salidas se han desarrollado "sin ningún problema", pero en la última "no ha regresado" el centro, han indicado las fuentes.

Fue detenido con 14 años y ya había cumplido más de la mitad del tiempo de internamiento en el centro de menores de Ibaiondo, que es el único de régimen cerrado de la Comunidad Autónoma Vasca.

En su día, los hechos causaron una gran conmoción en Bilbao. Un familiar del matrimonio de octogenarios que acudió a la vivienda tras comprobar que no respondían al teléfono encontró los cuerpos de los ancianos, que presentaban signos de gran violencia, golpes en la cabeza y varias cuchilladas. Además, el piso estaba revuelto y con mucha sangre.

Este joven fue condenado, junto a otro menor de 14 años, por dos delitos de homicidio y un delito de robo con violencia mientras un tercero de 16 años fue absuelto.

  • Lo más visitado

      Cargando lo más visto
      Cargando lo más visto
    ;