16:46

el tiempo

A fondo

¿Cómo será el verano?

Onintze Salazar

La "mala" primavera que estamos viviendo ha generado una mayor inquietud sobre el pronóstico del tiempo para los próximos meses y una pregunta en el aire: ¿hasta cuándo esta situación?

  • Lluvia en Navarra. Foto: EFE

    Lluvia en Navarra. Foto: EFE

  • Whatsapp
  • Whatsapp
  • telegram
  • Enviar

Se acerca el verano y llega la pregunta de todos los años: ¿cómo será el verano? Y este año (aunque no es la excepción) la inquietud es si cabe mayor por culpa de esta primavera tan "mala".

Desde que comenzara 2018 está lloviendo, en general, por encima del promedio (un 30-40% más), mientras que en cuanto a la temperatura, sólo se salva el mes de abril, con valores 2 °C por encima de lo normal. Mayo ha sido más frío pero con cantidades de precipitación normales, salvo en el centro y sur de Navarra donde ha llovido por encima de la media.

Si no ha llovido tanto en mayo, ¿por qué tenemos la percepción de que no para de llover? Lo explicamos: las últimas semanas hemos estado, y aún seguimos, bajo una situación de "bloqueo anticiclónico" que obliga a las masas/bolsas de aire frío a pasar por nuestras latitudes, generando alta inestabilidad en toda la Península Ibérica y temperaturas más bajas de lo que tocaría para esta época del año.

Eguraldia sakonean_onintze salazar_uda

Anomalía de temperatura en mayo de 2018

Lo que llama la atención de esta situación, que no es nueva, es la persistencia de la misma. Varias semanas seguidas con un potente anticiclón sobre los países escandinavos han hecho posible que en esa zona fría de Europa hayan disfrutado de una primavera soleada y con temperaturas muy altas (se han batido varios récords en países como Noruega y Suecia), mientras que en nuestras latitudes han persistido más de lo habitual las anomalías negativas de temperatura y la alta inestabilidad.

¿Y hasta cuándo esta situación? De momento, los modelos de medio plazo no indican cambios significativos hasta mediados de mes y, a partir de entonces, aunque la fiabilidad de estos pronósticos decae, podría venir una subida de temperatura y una estabilización de la atmósfera.

Eguraldia_onintze salazar_sakonean_uda

Anomalía media de la presión atmosférica en superficie prevista para el período del 5 al 10 de junio de 2018

Y más allá, ¿qué podemos decir? Pues entramos en otro terreno distinto dentro de los modelos meteorológicos en el que se trata de determinar si durante cierto periodo de tiempo (un mes o tres meses, por ejemplo) la temperatura y la precipitación van a estar por encima, por debajo o serán similares al promedio. Ahora bien, este tipo de pronósticos, aún hoy en día, no son lo suficientemente fiables como para poder tomarlos en consideración.

Existen pronósticos estacionales realizados por importantes centros de predicción (NOAA de Estados Unidos y el MetOffice del Reino Unido) que pueden ser consultados en la red. Pero prueba de que aún están lejos de lograr un mínimo aceptable de fiabilidad es que en numerosas ocasiones se contradicen (este verano, por ejemplo, tampoco coinciden).

Es evidente que a todos nos gustaría saber cómo se presentará el verano (sobre todo si podemos dar buenas noticias), pero no nos queda otra que esperar; unas semanas a que llegue la fecha y ver lo que pasa, o unos años a que mejoren sustancialmente los pronósticos.

Comentarios

  • Publicidad

    Lo más visitado

      Cargando lo más visto
      Cargando lo más visto