Cerrar

Internacional

Reino Unido

La reina Isabel II autoriza la suspensión del Parlamento británico

Agencias | Redacción

Esta polémica medida solicitada por Boris Johnson impedirá a los diputados de la oposición tener el tiempo suficiente para intentar evitar que se produzca un 'brexit' sin acuerdo.

5:58
Boris Johnson. Foto: EFE

Euskaraz irakurri: Parlamentu britainiarraren jarduna etetea baimendu du Elisabet II.a erreginak

La reina Isabel II ha firmado este miércoles la orden por la que autoriza la suspensión del Parlamento solicitada por el primer ministro, Boris Johnson, hasta el 14 de octubre y que ha sido vista por la oposición como un intento por impedirles que traten de bloquear un Brexit sin acuerdo.

Según ha informado el consejo de asesores, la sesión parlamentaria deberá suspenderse "no antes del lunes 9 de septiembre y no más tarde del jueves 12 de septiembre". La suspensión, ha precisado el órgano asesor en un comunicado, se mantendrá hasta el 14 de octubre.

La suspensión solicitada por Johnson viene motivada por el hecho de que el Gobierno prevé que el discurso de la reina, en el que expondrá su programa y planes para el país, se celebre el 14 de octubre.

La decisión deja a la oposición sin apenas margen de maniobra para impedir un Brexit sin acuerdo, como está decidido a realizar el primer ministro a menos que consiga un nuevo acuerdo con la UE.

El primer ministro británico, Boris Johnson, ha explicado que estos planes obedecen a que su Gobierno quiere "sacar adelante una ambiciosa y valiente agenda legislativa" sobre la que los parlamentarios podrán votar en octubre, y en la que lograr un posible acuerdo de brexit con la Unión Europea (UE) será uno de los "temas centrales".

La noticia ha sido adelantado por la BBC y el diario The Guardian. De acuerdo con la cadena británica, esta polémica medida impediría a los diputados británicos tener tiempo suficiente para intentar evitar que se produzca un brexit sin acuerdo.

Tras el receso parlamentario, está previsto que las sesiones parlamentarias se reanuden el próximo 3 de septiembre y, según la citada cadena, se espera que la clausura se produzca desde el día 10 de septiembre.

Además, según esta información, el Gobierno de Boris Johnson ha fijado para el próximo 14 de octubre la fecha en la que se presentará el nuevo programa de gobierno para la próxima legislatura, el llamado Discurso de la Reina.

En ese discurso, el Ejecutivo dará a conocer sus planes para después del brexit, fijado para el 31 de octubre.

Pero si el parlamento se suspende el 10 de septiembre, esos diputados solo contarán con apenas unos pocos días la próxima semana para intentar introducir nueva legislación con la que tratar de bloquear una posible marcha sin acuerdo, algo que tendrían que tramitar en el Parlamento.

La oposición critica firmemente esta decisión

El anuncio ha enfurecido a los grupos opositores, que ayer mismo anunciaron su intención de explorar vías para evitar que el país deje la Unión Europea el 31 de octubre de malas maneras, una opción que cada vez parece más cercana.

Así, John Bercow, el líder de la Cámara de los Comunes, ha tildado el gesto de Johson de "aberración constitucional", mientras que el líder laborista Jeremy Corbyn ha dicho que supone una "aberración y una amenaza a la democracia".

Corbyn se ha mostrado "espeluznado frente a la osadía del Gobierno de Johnson, que habla de soberanía y, sin embargo, busca suspender el Parlamento para evitar el escrutinio a sus planes para (ejecutar) un temerario 'brexit' sin acuerdo".

El dirigente del principal partido de la oposición se ha dirigido a la reina Isabel II para recalcar que interrumpir la actividad parlamentaria "no es aceptable" y acusar a Johnson de "avasallar la democracia" británica.

El extitular de Economía Philip Hammond, ha opinado que sería "una aberración constitucional impedir al Parlamento pedir cuentas al Gobierno en un momento de crisis nacional. Profundamente antidemocrático".

David Sassoli, El presidente del Parlamento Europeo, ha afirmando que "escuchar a los parlamentos siempre es bueno para la democracia" y por esa razón "es mejor dejarlos abiertos".

La ministra principal de Escocia, Nicola Sturgeon, ha afirmado que la intención del primer ministro, Boris Johnson, de cerrar el Parlamento británico "pasará a la historia como un día negro para la democracia del Reino Unido".

"A menos que los parlamentarios se unan para detenerlo la próxima semana, hoy pasará a la historia como un día negro para la democracia del Reino Unido", ha escrito la líder escocesa en Twitter.

Además, Sturgeon ha instado a la líder de los conservadores escoceses, Ruth Davidson, a confirmar que los miembros de su federación en el Parlamento de Westminster —que se han expresado en contra de una salida abrupta de la UE— apoyarán las iniciativas legislativas de la oposición para evitar este escenario.



  • Lo más visitado

      Cargando lo más visto
      Cargando lo más visto