Cerrar

17/09/2021

11:06

Internacional

Coronavirus

Italia hace obligatorio el pase sanitario para todos los trabajadores bajo riesgo de multas y suspensiones

AGENCIAS | EITB MEDIA

El primer ministro italiano ya había adelantado que la vacunación sería obligatoria, con la intención de ampliar las cifras de vacunación antes de la llegada del invierno y una eventual nueva ola de contagios.

  • Algunos estudiantes del Instituto 'Pallavicini' participan en la campaña del test de saliva

    Algunos estudiantes del Instituto 'Pallavicini' participan en la campaña del test de saliva. EFE.

  • Whatsapp
  • Whatsapp
  • Telegram
  • Enviar

Italia ha aprobado este jueves un decreto ley que obliga, a partir del 15 de octubre, a todos los trabajadores a presentar el pase sanitario en sus puestos de trabajo, tanto para los empleados del sector privado como del público, bajo riesgo de multas y suspensiones si no se presenta

La decisión del Gobierno italiano ha sembrado las dudas en cómo se aplicará en las grandes empresas y la reacción de los trabajadores, porque hay millones de personas mayores de 30 años que aún no han sido vacunadas.

La prensa italiana ya había adelantado la noticia, que finalmente han confirmado los ministros de Salud, Roberto Speranza, de Administración Pública, Renato Brunetta, y de Asuntos Regionales, Mariastella Gelmini, tras aprobar el decreto en el Consejo de Ministros por unanimidad. La nueva normativa afectará a unos 23 millones de trabajadores italianos.

El reglamento contempla que al cabo de cinco días de ausencia injustificada por falta de pase sanitario, el trabajador de la Administración pública podrá ser suspendido del trabajo y de salario, mientras que también se le podrán aplicar sanciones de hasta 1000 euros, recoge Corriere della Sera. En el caso del sector privado, la suspensión será desde el primer día que no se presente el pase sanitario.

Estas medidas se adoptan "con el fin de proteger la salud y seguridad de los trabajadores, y, en cualquier caso, no tendrán consecuencias disciplinarias y se mantendrá el derecho a conservar la relación laboral", recoge el decreto, que detalla que "durante el período de suspensión no se recibirá ninguna remuneración".

El primer ministro italiano, Mario Draghi, ya había adelantado que la vacunación sería obligatoria en los últimos días, con la intención de ampliar las cifras de vacunación en el país europeo tanto como sea posible antes de la llegada del invierno y una eventual nueva ola de contagios.

Actualmente, más de 39 millones de italianos cuentan con la pauta completa de vacunación contra la covid-19 pero, si con la llegada del invierno las cifras se deterioran a pesar de la imposición del certificado, el Gobierno considerará la imposición de la vacunación obligatoria.

Un reciente sondeo apunta que cerca del 75 % de los italianos (casi el 75 % de la población por encima de los 12 años ya ha sido vacunada) se mostraba de acuerdo con la obligación del certificado sanitario contra la covid.

Para aquellas personas que no se quieren vacunar, las pruebas de detención del coronavirus costarán 8 euros en el caso de los menores y 15 euros para los adultos y en Italia se pueden realizar en las farmacias, que se encargan además de proporcionar el certificado.

Mientras que para las personas con problemas para recibir la vacuna y dispongan de un certificado médico que lo justifique los test serán gratuitos.

  • Lo más visitado

      Cargando lo más visto
      Cargando lo más visto
    ;