Cerrar

Internacional

CUMBRE DE LA OTAN

Los puntos clave del nuevo Concepto Estratégico de la OTAN

O.P. | EITB MEDIA

La nueva hoja de ruta de la OTAN fija a Rusia como la amenaza "más directa y significativa para la seguridad, la paz y la estabilidad euroatlántica".

1:39
Cumbre de la OTAN. Imagen: Agencias

Euskaraz irakurri: NATOren Estrategia Kontzeptu berriaren gako nagusiak

La OTAN ha acordado un nuevo Concepto Estratégico este miércoles, un documento que se actualiza aproximadamente una vez por década. El texto establece las áreas de enfoque de la alianza y da orientaciones que luego se traducen en acciones políticas y militares

El documento acordado hoy recoge, en 16 páginas y un total de 49 puntos, la posición de la organización en el contexto actual, los retos y el rol que debe cumplir. Recogemos aquí los puntos y aspectos más importantes:  

Principios de base 

La OTAN se reafirma en su carácter defensivo, y se muestra decidida a salvaguardar la libertad y la seguridad de los Aliados, siendo el propósito clave "asegurar la defensa colectiva, frente a toda amenaza, desde todas direcciones. Nuestra capacidad de disuasión y defensa es la columna vertebral de ese compromiso". Recalca su compromiso con valores comunes, como la libertad individual, los derechos humanos, la democracia y el Estado de Derecho. 

Rusia, el gran enemigo 

El documento cita hasta en 14 ocasiones a Rusia a quien acusa de buscar "establecer esferas de influencia y control directo a través de la coerción, la subversión, la agresión y la anexión". La OTAN dice que Moscú aplica medios militares, cibernéticos e híbridos convencionales para alcanzar estos objetivos. "La acumulación militar de Moscú, incluso en las regiones del Mar Báltico, Negro y Mediterráneo, junto con su integración militar con Bielorrusia, desafían nuestra seguridad e intereses", dice el concepto estratégico. 

En respuesta a los movimientos de Rusia (quien acusa a la OTAN de amenazar la seguridad europea al expandirse hacia el este desde mediados de la década de 1990), la OTAN fortalecerá significativamente su disuasión y defensa, dice el documento, al tiempo que destaca que la Alianza no busca la confrontación con Moscú, sino el diálogo: "Seguimos dispuestos a mantener abiertos los canales de comunicación con Moscú para gestionar y mitigar los riesgos, evitar la escalada y aumentar la transparencia", dice el concepto estratégico. 

Armas nucleares  

La OTAN expresa en el documento su preocupación por la modernización de las fuerzas nucleares de Rusia, las amenazas de Moscú de usar armas nucleares y el desarrollo de "sistemas de lanzamiento de capacidad dual novedosos y disruptivos", una referencia al desarrollo de armas hipersónicas que pueden transportar cabezas de guerra tanto convencionales como nucleares.  

Los países aliados asumen que hay un riesgo de que actores "hostiles", tanto estatales como no estatales, recurran a armas nucleares, químicas, biológicas o radiológicas, y aluden a las carreras armamentísticas de países como Rusia, Irán, Siria y Corea del Norte, entre otros. 

El Concepto Estratégico señala que el armamento nuclear, especialmente el que tiene en su poder Estados Unidos, "es la garantía suprema de la seguridad de la Alianza", si bien, las circunstancias en que se recurriría a este tipo de armamento son "extremadamente remotas" —no especifica en qué casos—.  El objetivo de la OTAN sigue siendo "crear un entorno seguro para un mundo sin armas nucleares". 

China, la nueva amenaza 

El país asiático se menciona por primera vez en el Concepto Estratégico de la OTAN, y se percibe como amenaza a la seguridad, en gran parte por su buena relación con China e "intentos de refuerzo mutuo para socavar el orden y las reglas internacionales. Las "ambiciones declaradas y las políticas coercitivas de Beijing desafían nuestros intereses, seguridad y valores", dice el documento.

Acusa a China de utilizar operaciones híbridas y cibernéticas maliciosas, retórica de confrontación y desinformación para atacar a los aliados de la OTAN y dañar la seguridad de la OTAN. Asegura, además, que China busca controlar sectores tecnológicos e industriales clave, infraestructura crítica y materiales estratégicos y cadenas de suministros, además de "subvertir el orden internacional basado en reglas, incluso en los dominios espacial, cibernético y marítimo".  

La OTAN dice que permanecerá abierta a un compromiso constructivo con China, pero también aumentará la conciencia y mejorará su preparación contra las "tácticas coercitivas y los esfuerzos para dividir la alianza" de Beijing.  

El Sahel, "fuente de conflicto e inestabilidad" 

Tal y como pedía España, la Alianza Atlántica ha incluido por primera vez en su Concepto Estratégico a la región del Sahel como una zona que "afecta directamente" a la seguridad de la OTAN y de todos sus aliados. Será considerada, junto con Oriente Medio y el norte de África, como fuente de "conflicto, fragilidad e inestabilidad" y terreno fértil para "la proliferación de grupos armados, incluidas organizaciones terroristas". Estas regiones y su situación, añade el documento, "también dan pie a interferencias desestabilizadoras y coercitivas por parte de competidores estratégicos". La región política del Sahel, abarca 10 países: Senegal, Gambia, Mauritania, Guinea, Malí, Burkina Faso, Níger, Chad, Camerún y Nigeria.  

Puertas Abiertas 

El texto señala que la ampliación de la OTAN ha sido un "éxito histórico, por haber garantizado la seguridad de millones de ciudadanos europeos y haber contribuido a la paz y la estabilidad en la zona euroatlántica". De modo que se reafirman en sus políticas de Puertas Abiertas: "Nuestra puerta permanece abierta a todas las democracias europeas que comparten los valores de nuestra Alianza, que están dispuestas y son capaces de asumir las responsabilidades y obligaciones de la membresía, y cuya membresía contribuye a nuestra seguridad común. Las decisiones sobre la membresía las toman los aliados de la OTAN y ningún tercero tiene voz en este proceso", señala. Afirma que seguirán desarrollando las membresías de Bosnia Herzegovina, Georgia y Ucrania.  

12 años desde la última revisión 

El último Concepto Estratégico de la OTAN se redactó en 2010, cuando la Alianza participaba en una lucha dirigida por Estados Unidos contra los militantes talibanes y una "misión de consolidación de la democracia en Afganistán". Fue cuatro años antes de la anexión de Crimea por parte de Rusia en 2014, hecho que desencadenó un regreso de la OTAN a sus raíces de defensa colectiva en lugar de una gestión de crisis "fuera del área" más allá de sus fronteras. 
 
El Concepto 2022 se ha retrasado mucho, ya que la alianza no se atrevió a formular una nueva estrategia mientras Donald Trump fuese el presidente de Estados Unidos. Trump, era muy crítico la OTAN, tanto que incluso amenazó con abandonar la alianza en 2018.  

  • Lo más visitado

      Cargando lo más visto
      Cargando lo más visto