Cerrar

Economía

Instrucción

Médicos investigados en la OPE de Osakidetza niegan haber filtrado exámenes

Agencias | Redacción

Este jueves han declarado en el Juzgado de Instrucción número 2 de Vitoria-Gasteiz los médicos José Luis Cabriada, María Reyes Vega y César Augusto Valero en calidad de investigados.

  • El jefe de servicio de digestivo de Osakidetza, JoséLuis Cabriada (d).

    El jefe de servicio de digestivo de Osakidetza, JoséLuis Cabriada (d). Foto: EFE/ David Aguilar

Euskaraz irakurri: Osakidetzako LEPan ikertutako medikuek azterketen filtrazioa ukatu dute

Los tres jefes de servicio de especialidades médicas investigados en el caso de la supuesta filtración de exámenes en la último Oferta Pública de Empleo (OPE) de Osakidetza han negado en su declaración ante la jueza de instrucción "toda participación" en los hechos que se les imputan.

Este jueves han declarado en el Juzgado de Instrucción número 2 de Vitoria-Gasteiz los médicos José Luis Cabriada, María Reyes Vega y César Augusto Valero en calidad de investigados como presuntos responsables de los delitos de infidelidad en la custodia de documentos y de revelación de secreto por funcionario público por supuestamente haber filtrado a algunos opositores las pruebas de Digestivo, Angiología y Anestesiología.

Los tres han acudido al juzgado acompañados de sus letrados y han declinado hacer declaraciones a los medios de comunicación a la entrada y a la salida. Los abogados de dos ellos se han limitado a responder con un "muy bien" cuando han sido preguntados por cómo habían ido las declaraciones.

El representante de ESK en Osakidetza, Patxi Nicolau, ha explicado a los medios que los tres se han ratificado en las declaraciones que hicieron en su día ante la Fiscalía "negando toda su participación en los hechos" y ha asegurado que les ha "chocado" que uno de los imputados se ha negado a responder a las preguntas que le han hecho los abogados de este sindicato y de LAB, centrales personadas en la causa como acusación popular.

"Lo único que pretenden estos letrados es llevar a cabo una investigación", ha incidido Nicolau, quien también ha dejado claro que su sindicato considera que la "responsabilidad judicial va más allá" de estos tres jefes de servicio imputados. "Entendemos su postura de defensa, no la vamos a criticar, pero creemos que la mejor opción es la colaboración con la Justicia", ha añadido.

La jefa de servicio de angiología de Osakidetza, María Reyes Vega (d). Foto: EFE/ David Aguilar

El representante de ESK ha explicado este jueves que ellos tienen desde hace un año una serie de "anónimos" que relatan presuntas irregularidades en diversas pruebas que en su momento no pudieron "cotejar manera fehaciente" con las actas de los tribunales de la OPE y que ahora al estar personados en la causa van a poder analizar para ver si pueden aportar "nuevos datos" con el objetivo que la investigación se amplíe a nuevas especialidades porque tal y como ha insistido "esto no se puede acotar solamente en tres personas".

Tras finalizar este jueves la declaración de las personas citadas por ahora en la causa, la titular del Juzgado de Instrucción número 2 tendrá que decidir cómo continúa el procedimiento.

Por otro lado, Nicolau se ha referido también al hecho de que Osakidetza comunicara este miércoles a la anestesista Marta Macho, una de las denunciantes de las presuntas filtraciones, que su contrato en el Hospital del Alto Deba quedaba rescindido a partir del viernes sin "ningún tipo de explicaciones" más allá de que la persona a la que sustituía había cogido una excedencia.

El representante sindical ha insistido en que se trata de un "acto represivo", que Osakidetza se ha saltado su propia normativa interna y que presentarán una reclamación e iniciarán los procedimientos internos previstos en el Servicio Vasco de Salud para la resolución de conflictos.

  • Lo más visitado

      Cargando lo más visto
      Cargando lo más visto