Publicidad
Cerrar

09/04/2021

17:34

Economía

Renta 2020

Aplazamiento para los afectados por ERTE en la declaración de la renta navarra

EiTB Media | Agencias

Además, los beneficiarios de prestaciones de maternidad y paternidad de los años 2015 a 2018 se les aplicarán las deducciones fiscales que aprobó el Gobierno de Navarra.

  • Declaración de la renta en Navarra antes de la pandemia. Foto de archivo: EFE

    Declaración de la renta en Navarra antes de la pandemia. Foto de archivo: EFE

  • Whatsapp
  • Whatsapp
  • Telegram
  • Enviar

El Palacio de congresos Baluarte, dadas sus dimensiones que permiten mantener las distancias para prevenir contagios de covid-19, acogerá este año la atención presencial para elaborar la declaración de la Renta de 2020 en Pamplona, una novedad a la que se suman las relacionadas con los afectados por ERTE y con las prestaciones por maternidad.

En el caso de los trabajadores en ERTE, la consejera de Economía y Hacienda, Elma Sáiz, ha recordado en rueda de prensa la posibilidad establecida para que puedan imputar en esta declaración de 2020 unos ingresos que ya han devuelto o que tienen que devolver en 2020, una medida a la que ha sumado la de una Orden foral que hoy mismo establecerá para ellos el aplazamiento extraordinario sin intereses del pago en 5 cuotas a partir de agosto, en el caso de quienes deben pagar a Hacienda.

Además, Sáiz ha recordado que en la renta de 2020, los beneficiarios de prestaciones de maternidad y paternidad de los años 2015 a 2018 se les aplicarán las deducciones fiscales que aprobó el Gobierno de Navarra, lo que permitirá que a estas madres y padres se les devuelvan más de 35 millones de euros, ha dicho tras recordar que "esta fue la solución que con plenas garantías jurídicas el Gobierno aprobó para solucionar el conflicto abierto que se encontró".

El director de la Hacienda foral, Óscar Martínez de Bujanda, ha sido el encargado de desgranar las principales características operativas de la campaña de este año, que comienza online el lunes 12 de abril y de forma presencial el 19 de abril, y finalizará en todos los casos el 23 de junio, con un marcado "avance hacia la digitalización, pero siendo conscientes de que a algunas personas por sus características les puede costar un poco más".

207.828 propuestas

Por ello se va a combinar el envío de 207.828 propuestas ya realizadas por Hacienda que se deben aceptar, la puesta a disposición de los contribuyentes de herramientas online y telefónicas para su factura, las citas para la elaboración presencial por personal de Hacienda y el convenio con otras entidades para este mismo trámite.

Por lo pronto, ya se han enviado unas 50 000 cartas a personas mayores de 67 años con la propuesta completa en papel, y otras 100.000 cartas que informan a personas de menos de esas edad de que Hacienda les ha elaborado una propuesta de declaración con las instrucciones para acceder a ella, aunque todos los contribuyentes pueden comprobar on line si tienen esta propuesta que, en caso de conformidad, se da por buena sin mayores trámites, lo que sucede en el 92 % de los casos.

De estas 207.828 propuestas (un 3,6 % más que el pasado año), el 68 % sale a devolver, con un total de 87,2 millones de euros que Hacienda comenzará a reintegrar el 16 de abril en las correspondientes cuentas bancarias, mientras que el resto son a pagar, por un importe total a favor de Hacienda de 60,4 millones de euros.

Martínez de Bujanda ha indicado que el pasado año, dadas las circunstancias especiales del confinamiento por la pandemia, ya se aceleró la tendencia a la presentación de declaraciones online, y han añadido que en total fueron unas 353.000 las presentadas de cualquiera de las fórmulas habilitadas, de forma que para esta edición se espera que sean un 1 ó 2 % más los contribuyentes.

En cuanto a las novedades de esta edición, además de las ya señaladas sobre las personas en ERTE y las afectadas por prestaciones por maternidad y paternidad, Martínez de Bujanda ha recordado las exenciones que afectan a las ayudas por motivo de covid, como son las dirigidas a autónomos, migrantes, ganado de lidia y a turismo y hostelería.

Además, en Navarra se declaró la exención total para los perceptores del Ingreso Mínimo Vital, unos 4700 beneficiarios en 2020, si bien ha advertido de que están obligados a presentar la declaración, lo que Hacienda ha facilitado enviando propuestas a los afectados de quienes tenían suficientes datos.

  • Lo más visitado

      Cargando lo más visto
      Cargando lo más visto