Cerrar

11/03/2019

10:13

Política

Día europeo de las víctimas

Las víctimas piden no blanquear la violencia de ETA

agencias

Tras los actos de memoria de las víctimas del terrorismo este domingo en Vitoria y Pamplona, el Gobierno de Urkullu y de Barkos han organizado sendos actos en San Sebastián y Pamplona.

1:54
Imagen del acto celebrado este domingo en Vitoria
  • Whatsapp
  • Whatsapp
  • Telegram
  • Enviar

Este lunes se celebra el Día Europeo de las Víctimas del Terrorismo con actos institucionales del Gobierno Vasco y del Gobierno de Navarra en San Sebastián y en Pamplona, respectivamente.

El Gobierno Vasco, con el lehendakari Iñigo Urkullu a la cabeza, celebrará un acto a partir de las 10:30 horas en Alderdi Eder, en los jardines situados frente al Ayuntamiento, bajo el lema "Fue injusto. Gizartea eta biktimak elkarrekin oraina eta etorkizuna eraikiz". La coalición EH Bildu no participará en el acto, pero sí lo hará una representación de EA.

En Navarra, El Gobierno de Uxue Barkos ha organizado una concentración a las 12:00 horas frente a la sede del gobierno. EH Bildu si asistirá.

Ayer, domingo, se celebraron sendos actos de memoria de las víctimas del terrorismo en Vitoria-Gasteiz y Pamplona en vísperas del Día Europeo de las Víctimas del Terrorismo.

María Soledad Chávarri, hija de Miguel Chávarri, asesinado por ETA en 1979, señaló que es "muy doloroso" ver cómo a los presos de ETA que salen de la cárcel les reciben en sus pueblos "como héroes". ¿Os imagináis que se hicieran homenajes a los violadores?, se preguntó.

Chávarri es una de las cuatro víctimas de ETA y de atentados yihadistas que expuso su testimonio en un acto organizado por el Centro Memorial de las Víctimas del Terrorismo, cuya sede está en Vitoria-Gasteiz.

Además de la madre de Miguel Chávarri relató su experiencia Juan Benito, padre de Rodolfo Benito, un joven de 27 años que murió en los atentados del 11-M en Madrid en 2004.

También habló María José Rodríguez Pato, que perdió a su hermano, Jose Arturo, el 12 de abril de 1985 a causa de una bomba en el restaurante "El Descanso" de Madrid, considerado el primer atentado islamista con víctimas mortales en España en el que hubo 18 muertos y más de 70 heridos, y Blanca Calleja, la madre de la guipuzcoana Magie Álvarez, asesinada por el terrorismo yihadista en Yemen en julio de 2007.

María Soledad Chávarri es hija de Miguel, jefe de la Policía municipal de Beasain (Gipuzkoa) que fue asesinado a tiros por ETA el 9 de marzo de 1979. A pesar del tiempo transcurrido, lamentó, aún se desconocen los autores del atentado y además el crimen ha prescrito.

Aseguró que no busca venganza, pero si justicia y verdad, que se busque a los autores de los asesinatos y que cumplan sus penas.

Tras insistir en que no quiere que se olviden los atentados, defendió los testimonios de las víctimas en las aulas y denunció que hay más de 300 asesinatos de ETA sin resolver.

El acto fue presentado por el periodista Gorka Landaburu, quien criticó el retraso de la sociedad vasca en reaccionar ante ETA, entre otras razones, "por simple cobardía".

Pamplona

Representantes de diversas asociaciones de víctimas del terrorismo se concentraron este domingo en Pamplona/Iruña, para reclamar justicia y reparación y mostrar su rechazo al intento de "blanquear" la historia de ETA.

La concentración, que tuvo lugar en la Plaza Baluarte de la capital navarra, junto al monumento a las víctimas del terrorismo, fue convocada por la Fundación Tomás Caballero, Vecinos de Paz, Libertad Ya, Sociedad Civil Navarra, Asociación por la Tolerancia, Doble 12, Recuperar navarra y ANVITE (Asociación Navarra de Víctimas del terrorismo de ETA).

En este acto participaron entre otros la consejera de Relaciones Ciudadanas e Institucionales del Gobierno de Navarra, Ana Ollo; el delegado del Gobierno español en Navarra, José Luis Arasti; el presidente de UPN, Javier Esparza; el senador del PP por Navarra, José Cruz Pérez Lapazarán; la secretaria de Organización de Ciudadanos, Ruth Goñi; el portavoz parlamentario de Geroa Bai, Koldo Martínez; y la portavoz socialista en el Ayuntamiento de Pamplona/Iruña, Maite Esporrín.

En la concentración, en la que portaro una pancarta con el lema "Verdad, memoria, dignidad y justicia", se leyóun manifiesto en el que se destacaba que en el Ayuntamiento y en el Gobierno de Navarra hay "personas que en el pasado justificaron las acciones de la banda terrorista" y que en la actualidad siguen "sin condenar el terrorismo, al menos el de ETA".

"No vamos a permitir que los herederos de ETA pretendan blanquear la historia del terrorismo en España para justificar su horror y su fracaso", subrayaba el escrito.

Además, se denunció "cómo se suceden los actos de homenaje a asesinos convictos excarcelados como si fuera lo más normal de este mundo". Este año, según datos de COVITE, se han contabilizado 18 actos de este tipo y 296 desde 2016.

  • Lo más visitado

      Cargando lo más visto
      Cargando lo más visto
    ;