Cerrar

Sociedad

Medio Ambiente

Adiós a las bolsas de plástico gratuitas a partir de marzo de 2018

Eider Garaikoetxea | EITB.EUS

Los comerciantes deberán cobrar entre 5 y 15 céntimos por bolsa, a excepción de las 'muy ligeras' utilizadas para productos a granel. En 2020, las bolsas de plástico estarán totalmente prohibidas.

  • Bolsas de plástico en un supermercado. ETB

    Algunos supermercados ya cobran por las bolsas de plástico. Imagen extraída de un vídeo de ETB.

Euskaraz irakurri: Plastikozko poltsak ordaindu beharko ditugu martxotik aurrera

Quizás le haya ocurrido ya: comprar algo en un comercio y que le cobren también por la bolsa de plástico. Desde el 1 de enero, los establecimientos pueden, e incluso, deben hacerlo. No obstante, el Gobierno español estimó establecer un "periodo de adaptación" hasta el 1 de marzo de 2018, momento en el cual será de obligado cumplimiento. Así, a partir de esa fecha, todos los comercios del Estado deberán cobrar por cada bolsa de plástico entregada. A partir del 1 de enero de 2020, estas bolsas estarán totalmente prohibidas.

El precio variará entre el espesor de la bolsa: las de espesor igual o superior a las 30 micras se cobrarán a 15 céntimos de euros; las de entre 15 y 29 micras, a 10 céntimos, y las de espesor inferior a 15 micras, cinco céntimos (precios orientativos del Ministerio de Medio Ambiente). En estas últimas, llamadas también "muy ligeras", se aplica una salvedad. No se cobrarán aquellas bolsas que son necesarias por razones de higiene, o que se suministran como envase primario para alimentos a granel (fruta, legumbre, carne, pescado, entre otros, cuando su uso contribuye a prevenir el desperdicio de estos alimentos). Sin embargo, deberán ser cobradas aquellas de estas características que no se utilicen para esos fines. Estas bolsas "muy ligeras" deberán ser compostables a partir del 1 de enero de 2020.

Se incluyen tanto las bolsas que puedan suministrarse en la venta online como en las entregas a domicilio. Los establecimientos deberán colocar los precios de las bolsas en un lugar visible y podrán ser sancionados en caso de no cobrarlas.

La medida tiene su origen en el Real Decreto sobre reducción del consumo de bolsas de plástico que se deriva, a su vez, de la Directiva Europea 94/62/CE del Parlamento y el Consejo Europeo de 2015. De hecho, en muchos países europeos cobran las bolsas de plástico desde hace un par de años.

La norma tiene como objetivo reducir al menos un 80 % el uso de bolsas de plástico ligeras (menos de 50 micras) de aquí a 2019. En 2010, cada ciudadano de la UE utilizó un promedio de 200 bolsas de plástico, de las cuales cerca del 90 % son ligeras, menos reutilizables y más contaminantes. Así, los Estados miembros deberán tomar las medidas para que no se supere el promedio anual de 90 bolsas por persona a más tardar el 31 de diciembre de 2019, y 40 bolsas de plástico ligeras por persona a más tardar el 31 de diciembre de 2025.

Asimismo, y con el objeto de facilitar al consumidor la separación en el hogar de los residuos generados por las bolsas de plástico, se ha incluido la obligación de que las bolsas vayan marcadas para indicar el contenedor en que deben depositarse, ya que éste debe ser diferente según sean compostables o no compostables.

 

  • Lo más visitado

      Cargando lo más visto
      Cargando lo más visto